San Amador, patrón de Martos

Hace años del martirio de San Amador, en Córdoba, en el año 855. Fue el 30 de abril y en la diócesis cordobesa el 30 de Abril es cuando se recuerda su martirio. La nuestra lo celebra, como sabemos, el 5 de mayo. Hasta hace muy pocos años (finales de los 90 o principios del 2000), era el único santo de Jaén en los altares (el padre Poveda fue el siguiente), lo cual es motivo de orgullo para todos los marteños. Un lujo que un hijo de nuestro pueblo… el más honroso (como dice nuestro himno), haya logrado la santidad derramando su sangre por la verdadera fé como San Eulogio, obispo de Córdoba, nos relata en su Martirologio Cordobés, obra del siglo IX.
El 30 de Abril suben a San Amador al Ayuntamiento, siguiendo con la antiquísima tradición del Voto del Santo, donde el pueblo de Martos, por boca de su alcalde, renueva su voto a San Amador, para que “un año más” continúe ejerciendo como patrón, alcalde y protector de su pueblo. ¿Bonito, verdad?

Texto: Amador Álvarez | Vídeo (2006): Luis M. Luque | Foto (2008): La Levantá

Compartir en Tuenti San Amador, patrón de Martos

Etiquetas:

Entradas relacionadas

14 comentarios
Deja tu comentario »

  1. de que año es este video????

  2. Lo pone al pie del artículo: año 2006. Lo siento pero es el único que tenía. Por motivos diversos no tengo de este año ni del pasado.

  3. Luis te he enviado varias fotos de este año

  4. Creo que lo de San Amador, es mas leyenda que realidad, por aquel entoces, casi todos los pueblos necesitaban un martir para poder convencer a la gente.
    San amador vestia como un morisco y su piel era mas bien morena.
    Como casi todo este tema, no sabemos donde acaba la realidad y donde enpieza la leyenda. (como la del cid).
    saludos

  5. Respueta a “viento que azota la amapola”

    Todo lo que sabemos de Amador de Tucci lo debemos a San Eulogio:

    Para los tiempos duros y difíciles que vivía la comunidad cristiana de España invadida por el Islam, el Señor le preparó un pastor sabio que fue su consuelo y aliento por medio de sus escritos y su ejemplo. Ese pastor era San Eulogio de Córdoba. Su figura la conocemos bien tanto por sus escritos como por la biografía que escribió su amigo Alvaro Paulo.

    NACE EN CORDOBA

    Nace en la Córdoba musulmana del siglo IX en una familia que conservaba las tradiciones cristianas. Se educa en la escuela parroquial de San Zoilo y luego del Abad Speraindeo a quien llamará «gran lumbrera de nuestros tiempos, varón elocuentísimo, doctor insigne, anciano venerable y piadoso maestro mío». Consagrado sacerdote reparte sus actividades entre el ministerio pastoral y frecuentes contactos con los monasterios circundantes de Córdoba. Tenía dos hermanas, Niola y Anulo, consagrada a Dios y tres hermanos, Alvaro, Isidoro y José. José consigue un puesto en la secretaría de gobierno del califato por su conocimiento del árabe. Isidoro y Alvaro se dedican al comercio, debiendo por ello hacer largos viajes al exterior.

    SU AMIGO ALVARO PAULO

    En el monasterio de Santa Clara tuvo un condiscípulo, Alvaro Paulo, que fue su amigo hasta la muerte. Por el conocemos su biografía. «Todas sus obras, escribe Alvaro, estaban llenas de luz. De su bondad, de su humildad y de su caridad podía dar testimonio el amor que todos le tenían. Su afán de cada día era acercarse más y más al cielo, y gemía sin cesar por el peso de la carga de su cuerpo».

    VIAJE A ROMA FRUSTRADO Y VIAJA A ARAGON

    Intentó Eulogio peregrinar a Roma. Era un empeño muy difícil y lograron disuadirlo. Poco después emprende otro viaje. Quiere conocer el paradero de dos de sus hermanos dedicados al comercio por tierras del Rin. No puede conseguirlo, pues las guerras que había a ambos lados del Pirineo le impiden. En Zaragoza recibe noticias tranquilizadoras de sus hermanos. Entonces se dedica a otra tarea muy importante y providencial: recoger en Leyre, Siresa y otros monasterios de Navarra y Aragón manuscritos de la antigüedad, que se llevó a Córdoba para conservar y restaurar la cultura cristiana. Obras de Horacio, Virgilio y San Agustín.

    LIDER EN CORDOBA ELECTO ARZOBISPO DE TOLEDO

    Una vez en Córdoba y convertido ya en jefe del grupo de sacerdotes de San Zoilo, por su santidad y su sabiduría, se dedica a rezar y a escribir, a instruir y alentar a los cristianos, acosados y perseguidos por el Islam, si no abandonaban el cristianismo. Su actividad era tan intensa como su entusiasmo e intrepidez. Es ahora cuando escribe sus obras principales: el Memorial de los Mártires, para ejemplo dé los más débiles, el Documento Martirial, para sostener el ánimo de dos vírgenes cristianas, Flora y María, encerradas en un calabozo, y el Apologético, para defender la fe cristiana. En el año 858, al morir el arzobispo de Toledo, el clero y los fieles de la sede primada lo eligieron para sucederle, aunque no pudo llegar a su sede.

    ACOGE E INSTRUYE A LA JOVEN LUCRECIA

    Eulogio molestaba a los visires y al cadí por su incansable actividad y su proselitismo. Eulogio había acogido e instruido a la joven Lucrecia, cristiana acusada de apostasía, por ser hija de musulmán. Lucrecia en latín significa “portadora de luz”. En 850, en Córdoba gobierna Abderramán. Eran tiempos muy difíciles para los creyentes en Cristo. Lucrecia, aunque era hija de padres musulmanes y vivía el don y la gracia de la virginidad, inusual en aquellos tiempos, que vio clara cuando se convirtió al cristianismo. Había en la ciudad califal un humanista cristiano por excelencia. Todos le conocían por su sabiduría, sus dotes de prudencia, y su arrojo y valentía.

    FASCINADA POR EL AMORA

    Lucrecia le fascinaba la idea de un Dios amor, entregado enteramente a los hombres con gratuidad absoluta. San Eulogio se encargó de su educación cristiana, aunque sabía a lo que se exponía con su labor de catequista. Pero nunca tuvo miedo en su corazón. Sabía que los padres de Lucrecia se oponían a que dejara la religión musulmana. Cuando vio que no podía vivir con sus padres porque le hacían la vida imposible, se fue a casa de san Eulogio. Este la recibió con una caridad y amor sumos. Sabía a lo que se exponía. A la ira de sus padres y a la murmuración de las gentes, al chisme fácil. A él, sin embargo, no le importaba la reacción de la gente. Se compromete en serio.

    EULOGIO CONDENADO A MUERTE

    Un juez amigo le aconsejó que disimulara en el juicio para librarle de la muerte. Eulogio le contesta con palabras ardientes propias de un soldado de Cristo, e insta a sus jueces a que adoren a Jesucristo, único Dios verdadero. Estas palabras exacerban más al tribunal. El 11 de marzo del año 859, cuenta su biógrafo, fue decapitado. Lucrecia le seguía pocos días después. Los sagrados restos fueron sepultados en la iglesia de San Zoilo. En el año 883 fueron trasladados de Córdoba a Oviedo. Su urna se conserva todavía en la Cámara Santa de esta ciudad.

    SU AMIGO ALVARO PAULO

    En el monasterio de Santa Clara tuvo un condiscípulo, Alvaro Paulo, que fue su amigo hasta la muerte. Por el conocemos su biografía. «Todas sus obras, escribe Alvaro, estaban llenas de luz. De su bondad, de su humildad y de su caridad podía dar testimonio el amor que todos le tenían. Su afán de cada día era acercarse más y más al cielo, y gemía sin cesar por el peso de la carga de su cuerpo».- Su amigo y biógrafo Paulo Alvaro describe así sus enseñanzas:–Cada día nos daba a conocer nuevos tesoros y cosas admirables que habían desaparecido. Diríase que las encontraba entre las viejas ruinas o cavando en las entrañas de la tierra… Corregía las cosas viciadas, reformaba lo que estaba roto, remozaba lo viejo y caduco, y todo lo que caía en sus manos de los antiguos varones. No hay quien pueda ponderar aquel afán incansable, aquella sed de aprender y enseñar, ¿Qué volúmenes no conoció? ¿Qué ingenios permanecieron para él ocultos, bien fueran católicos o herejes, filósofos y hasta gentiles? ¿Qué versos hay cuya armonía él ignorase?»

    El ambiente que se respiraba en torno a la escuela formada por Eulogio era de un claro nacionalismo, lo que provocó algunos enfrentamientos con los pobladores del Al-Andalus. Los primeros choques y martirios dividieron a la población cristiana en dos: los más «prudentes» que censuraban la falta de sensatez de los que testimoniaban su fe con firmeza, y los que consideraban verdaderos mártires a los que habían dado testimonio del Señor. Eulogio se situó entre los últimos, aunque advertía: «para ser mártires es necesaria una vocación como para ser monje. Esa gracia solo a algunos se concede, a aquellos que fueron escogidos desde el principio.»

  6. ACOGE E INSTRUYE A LA JOVEN LUCRECIA

    Eulogio molestaba a los visires y al cadí por su incansable actividad y su proselitismo. Eulogio había acogido e instruido a la joven Lucrecia, cristiana acusada de apostasía, por ser hija de musulmán. Lucrecia en latín significa “portadora de luz”. En 850, en Córdoba gobierna Abderramán. Eran tiempos muy difíciles para los creyentes en Cristo. Lucrecia, aunque era hija de padres musulmanes y vivía el don y la gracia de la virginidad, inusual en aquellos tiempos, que vio clara cuando se convirtió al cristianismo. Había en la ciudad califal un humanista cristiano por excelencia. Todos le conocían por su sabiduría, sus dotes de prudencia, y su arrojo y valentía.

    FASCINADA POR EL AMORA

    Lucrecia le fascinaba la idea de un Dios amor, entregado enteramente a los hombres con gratuidad absoluta. San Eulogio se encargó de su educación cristiana, aunque sabía a lo que se exponía con su labor de catequista. Pero nunca tuvo miedo en su corazón. Sabía que los padres de Lucrecia se oponían a que dejara la religión musulmana. Cuando vio que no podía vivir con sus padres porque le hacían la vida imposible, se fue a casa de san Eulogio. Este la recibió con una caridad y amor sumos. Sabía a lo que se exponía. A la ira de sus padres y a la murmuración de las gentes, al chisme fácil. A él, sin embargo, no le importaba la reacción de la gente. Se compromete en serio.

    EULOGIO CONDENADO A MUERTE

    Un juez amigo le aconsejó que disimulara en el juicio para librarle de la muerte. Eulogio le contesta con palabras ardientes propias de un soldado de Cristo, e insta a sus jueces a que adoren a Jesucristo, único Dios verdadero. Estas palabras exacerban más al tribunal. El 11 de marzo del año 859, cuenta su biógrafo, fue decapitado. Lucrecia le seguía pocos días después. Los sagrados restos fueron sepultados en la iglesia de San Zoilo. En el año 883 fueron trasladados de Córdoba a Oviedo. Su urna se conserva todavía en la Cámara Santa de esta ciudad.

    SU AMIGO ALVARO PAULO

    En el monasterio de Santa Clara tuvo un condiscípulo, Alvaro Paulo, que fue su amigo hasta la muerte. Por el conocemos su biografía. «Todas sus obras, escribe Alvaro, estaban llenas de luz. De su bondad, de su humildad y de su caridad podía dar testimonio el amor que todos le tenían. Su afán de cada día era acercarse más y más al cielo, y gemía sin cesar por el peso de la carga de su cuerpo».- Su amigo y biógrafo Paulo Alvaro describe así sus enseñanzas:–Cada día nos daba a conocer nuevos tesoros y cosas admirables que habían desaparecido. Diríase que las encontraba entre las viejas ruinas o cavando en las entrañas de la tierra… Corregía las cosas viciadas, reformaba lo que estaba roto, remozaba lo viejo y caduco, y todo lo que caía en sus manos de los antiguos varones. No hay quien pueda ponderar aquel afán incansable, aquella sed de aprender y enseñar, ¿Qué volúmenes no conoció? ¿Qué ingenios permanecieron para él ocultos, bien fueran católicos o herejes, filósofos y hasta gentiles? ¿Qué versos hay cuya armonía él ignorase?»

    El ambiente que se respiraba en torno a la escuela formada por Eulogio era de un claro nacionalismo, lo que provocó algunos enfrentamientos con los pobladores del Al-Andalus. Los primeros choques y martirios dividieron a la población cristiana en dos: los más «prudentes» que censuraban la falta de sensatez de los que testimoniaban su fe con firmeza, y los que consideraban verdaderos mártires a los que habían dado testimonio del Señor. Eulogio se situó entre los últimos, aunque advertía: «para ser mártires es necesaria una vocación como para ser monje. Esa gracia solo a algunos se concede, a aquellos que fueron escogidos desde el principio.»

  7. Martirio de San Eulogio

    LOS LUGARES SECRETOS Y SEGUROS DE LOS CRISTÍCOLAS

    Pero, antes de la emigración al norte y la deportación de los mozárabes:

    ¿Era el actual territorio de Jaén una zona de cristianos en plena dominación islámica?

    A veces se tiende a ver las épocas históricas con un simplismo que no hace justicia a lo ocurrido. Se dice que en 711 los musulmanes invadieron la Hispania Gothorum. En efecto, así fue. Pero se ha mitificado la espectacular, por rápida, implantación del Islam en España. En lo que concierne a la suerte corrida por los pobladores del antiguo territorio que ocupa la actual provincia de Jaén los historiadores parecen encontrarse ante un muro de mutismo. Las fuentes históricas parecen silenciarse, y lo que en estas tierras ocurrió tras la derrota de D. Rodrigo es una incógnita que no ha sido despejada todavía.

    Según el profesor Vicente Salvatierra Cuenca: “Las fuentes árabes no dicen nada a cerca de la ocupación de las tierras de Jaén, y son tan contradictorias a cerca del proceso de conquista, que se han formulado diversas hipótesis en base a (sic) las posibles rutas que pudieron seguir Tariq y ‘Abd al-Aziz”.

    F. Javier Aguirre Sádaba y María del Carmen Jiménez Mata indican que, tras la derrota de D. Rodrigo, los traidores hijos de Witiza (Aquila, Olmundo y Ardabasto) habían llevado a cabo una alianza con los musulmanes, “por la que se les aseguraría la posesión de las heredades que su padre tenía en Hispania. Eran, como dice Ibn al-Qutiyya, tres mil heredades que posteriormente vinieron a llamarse los Feudos Reales.”

    Estas heredades llamadas Feudos Reales no eran patrimonio de la familia de Witiza, sino propiedad del Estado Visigodo, cuyo usufructo disfrutaban los monarcas de Toledo. Al parecer, en el reparto de las tres mil heredades, a Olmundo le correspondieron mil predios en el occidente peninsular y en Sevilla fijó su residencia. A Ardabasto le tocaron mil heredades en la parte media de la península, en las riberas de los ríos Guadalquivir, Guadajoz y Guadalbullón, poniendo su residencia en Córdoba. Y Aquila quedó con mil heredades en la zona oriental, estableciéndose en Toledo. Ardabasto fue el que más relación mantuvo con los musulmanes, regalando castillos en el territorio actual de Jaén al jeque Maymun. Según Aguirre Sádaba y Jiménez Mata esta situación inmediatamente posterior a la derrota de D. Rodrigo podría explicar el silencio que sobre la conquista y ocupación musulmana existe sobre los territorios de la actual provincia de Jaén.

    Para nosotros eso mismo es lo que explica que, pese a la ocupación mahometana de España, estos territorios conservaran durante un tiempo una muy considerable población de etnia visigoda e hispano-romana que seguiría practicando el cristianismo, con más o menos incomodidades durante una dilatada y oscura fase inicial del establecimiento musulmán.

    Los testimonios, pese a su dispersión, son muy significativos. De entre los mártires de Córdoba cabe señalar la presencia en estas tierras de Santa Flora que, antes de ir voluntariamente al martirio en Córdoba, se vio impelida años antes a huir de su casa, para escapar de los bárbaros maltratos de su hermano, un fanático musulmán. Flora huyó de la tiranía fraterna en compañía de su hermana Baldegoto. Ambas, según San Eulogio de Córdoba, vinieron a establecerse en Ossaria (hoy Torredonjimeno). Por el testimonio de Eulogio tenemos que suponer que Ossaria era uno de esos “lugares secretos y seguros”. San Eulogio así nos lo confirma: “matre hinc inconsulta domum relinquens, clam cun sorore sua fugam iniit. Seseque tutioribus locis inter christicolas collocantibus…” (“…sin avisar a su madre, abandonando la casa, se fugó en compañía de su hermana, recogiéndose ambas entre los católicos, en lugares secretos y seguros”). También se sabe que el Abad Sansón encontró en Tucci (actual Martos) su residencia, perseguido por los herejes que denunció. San Amador, otro mártir de Córdoba, era también oriundo de Martos y fue a Córdoba a inmolarse. La zona era una reserva de mozárabes que incluso, como vemos en el caso de Santa Flora, cumplía las funciones de un “sagrado” para los cristícolas perseguidos en las ciudades sometidas por el Islam.

    “Desde 1116 los concejos castellanos realizaron continuas correrías por las tierras de Jaén y Córdoba; en 1119 Alfonso I el Batallador, rey de Aragón, se apodera de Zaragoza, y en 1125-26 realiza durante 15 meses una gran incursión por Andalucía, tras la que se llevó con él a gran número de mozárabes.” –señala Vicente Salvatierra Cuenca.

  8. Yo es que soy muy reaccio a creerme las historias, desde que descubrí que en la dictadura no engañaban con la historia, que la biblia es casi todo mentira, y, ahora, que masiel gano con trampa eurovision. Ya no se que pensar.
    Pero lo de San Amador, me lo contó un franciscano que era muy amigo mio.
    saludos

  9. Yo es que soy muy reaccio a creerme las historias, desde que descubrí que en la dictadura nos engañaban con la historia, que la biblia es casi todo mentira, y, ahora, que masiel gano con trampa eurovision. Ya no se que pensar.
    Pero lo de San Amador, me lo contó un franciscano que era muy amigo mio.
    saludos

  10. Que casualidad que siempre que toca la banda de cornetas y tambores del SANTISIMO CRISTRO DE LA FE Y EL CONSUELO, nunca tienes imagenes ni fotos. Gracias, y viva SAN AMADOR.

  11. Yo es que no tengo mucho tiempo para leer, de esto no han sacado ninguna pelicula.

  12. No se trata de una leyenda, pues numerosos escriton hablan de nuestro Patrón como el presbítero San Amador de Tucci, del que deberíamos sentirnos orgullosos pues hasta hace poco fué el unico santo de la provincia de Jaén.
    Lo que formaría parate de la leyenda por ejemplo, es que se dice, que cuando le fué cortada la cabeza y arrojada al rio Guadalquivir, ésta bajaba por sus aguas predicando la palabra de Dios.
    Aunque bueno nunca se sabe.
    Saludos.

  13. Las fiesta de San Amador me parecen muy bien pero al concejal de festejos le digo que no tiene ni puñetera idea de fiestas porque lo que no se puede consentir es que este la carpa de la discoteca con esa musica tan alta y hasta altas horas de la noche porque hay personas que se tienen que levantar a las 5h para trabajar y eso lo debe de considerar como que no todo el mundo esta de fiesta.

  14. Olé esa fachada de la calle Triana que siempre luce a su San Amador en miniatura, y que cada año que sale, enciende su lucecita mostrando la devoción que sienten por él los habitantes de esa humilde casa,que ningún añito les fallan!!!al igual que la que sienten muchos marteños/as y gente de fuera. Si hay gente que no quiere creer, que no crea, pero para mí sí que existió San Amador y lo sigue haciendo, ya que siempre me ayuda cuando le pido algo desde donde esté.VIVA NUESTRO PATRÓN!

Deja tu comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada, ya que de lo contrario SERAN ELIMINADOS sin previo aviso. No está permitido realizar comentarios injuriosos o contrarios a la libertad de expresión. Respeta a los demás lectores de este portal, las faltas de respeto manifiestas sobre cualquier persona serán eliminadas. Los comentarios ofensivos, ilegales o calumniando a personas también serán borrados sin piedad.

No se permitirán comentarios en los que se realice apología o propaganda política encubierta, así como aquellos realizados por personas consideradas TROLLs (clic para ver) en el argot de Internet.

Martos al Día no se hace responsable de ninguno de los comentarios vertidos en esta web por los visitantes, limitándose su función a moderar aquellos comentarios inapropiados según estas normas. Martos al Día tiene un registro de todas las direcciones IP de todos los comentarios. Dichos datos se podrán poner en manos de las Autoridades si así lo solicita la parte ofendida y pudiera ser objeto de falta o delito.

Al enviar cualquier comentario estás aceptando estas normas. Martos al Día, a su criterio, se reserva el derecho de no publicar los comentarios inadecuados. Las críticas o sugerencias a la web deberán remitirse al correo-e de contacto, no serán publicadas en los comentarios. Gracias.



agenda.jpg

Farmacias de Guardia Horarios autobuses Tel�©fonos de inter�©s
Callejero Catalogo de la Biblioteca Cartelera

Canciones T�­�­picas Martos en Canal Sur Programaci�³n Cultural
agenda.jpg
Diccionario Marte�±o Cita DNI Cita Previa Centro Salud
Cita ITV